Formas distintas de comer patata

Formas distintas de comer patata

Formas distintas de comer patata

Aunque existen muchos tipos de acompañamientos distintitos para nuestros platos, las patatas han ganado gran notoriedad en los últimos tiempos y esto es debido a que es un ingrediente versátil a la vez que económico.

Cada vez se hacen más recetas con este ingrediente y dependiendo de la zona y el país donde vivamos podemos encontrar recetas realmente distintas, todas con patata pero con sabores y texturas distintas.

Además las patatas nos pueden salvar de muchos apuros, ya que si algún día tenemos la comida justa o se apunta alguien a última hora, solo debemos añadir un par de patatas más al guiso o fritas a parte y tendremos comida para todos nuestros invitamos.

También es un alimento que se puede cocinar de forma más saludable hirviéndola, o con algo más de grasa, haciendo frita. De todas formas está deliciosa, ya que es una base perfecta para cualquier comida que puede tener el sabor que nosotros deseemos añadiéndole especias o  deliciosos condimentos.

Las 4 mejores recetas

La idea de estas recetas es que las patatas sirvan tanto como acompañamiento como para un primer plato o pica-pica antes del delicioso menú. Podemos adaptar las recetas a nuestro gusto o ingredientes de nuestro plato principal gracias a la versatilidad de la patata, de esta forma, seguro que conseguimos unos platos deliciosos.

  • Patatas a lo pobre: como su nombre indica, esta receta lleva ingredientes que utilizamos a todas horas pero que, junto a las patatas, quedará genial. Esta receta se suele utilizar como guarnición. Los ingredientes que llevan estas patatas son: patata hervida, ajo picado, perejil, aceite de oliva, sal y pimienta negra.

  • Patatas Cajún: estas patatas están deliciosas, ya que recuerdan a las típicas patatas deluxe de los restaurantes de comida rápida. Conlleva una cierta elaboración pero el resultado final es magnífico y seguro que encanta a todos nuestros invitados. Los ingredientes para estas patatas son: patatas fritas, harina de trigo, pimentón dulce, pimentón picante, tomillo, pimienta negra, cayena y comino, pero podemos variar los ingredientes tanto como queramos para adaptarlas a nuestro gusto.

  • Patatas mimosas con nata: estas patatas son típicas de Pontevedra y son realmente deliciosas y perfectas para un entrante en cualquier menú, ya que llevan más ingredientes y la porción también tiende a ser mayor. Sus ingredientes son: patatas hervidas, nata líquida para cocinar, cebolla, bacon, huevo, sal y pimienta.

  • Patatas duquesa: estas patatas se diferencian totalmente del resto, ya que no son fritas ni hervidas. Además son una guarnición muy original para cualquier plato. La gracia de estas patatas está en mezclar patatas un poco hervidas con una yema de huevo, aceite de oliva y sal de trufa y utilizar esta masa para hacer formas divertidas con una manga pastelera y hornear.

 

Fuentes imagenes: https://www.freepik.es/, https://pixabay.com/es/

 

Gastronomialocal

Comentarios cerrados.